¿POR QUÉ LOS PERROS SE PERSIGUEN LA COLA?

Publicado el día 04/05/2016

PERRO PERSIGUE COLAMuchas veces vemos a nuestros perros perseguirse la cola, girando en redondo como trompos y hasta “acecharla” como si fueran presas para después gruñirles y morderlas, en algunos casos, hasta lastimarlas.

Esto que a primera vIsta puede parecer gracioso, no deja de ser un trastorno de conducta, un síntoma de una enfermedad del comportamiento que se denomina “Esteriotipia”

La Estereotipia es una alteración de la conducta de nuestros perros que a simple vista no parece tan grave, pero que no deja de ser patológica.

Aquí les dejo cinco tips para comprenderla.

TIP 1: “… y se repite, y se repite, y se repite, y se repite, y se repite, y se repite…”

Por definición, en la Estereotipia existe un acto que se repite en forma constante: el perro que se lame las patas, que se persigue la cola, que ladra permanentemente. Esto puede traer problemas o no, según cuál sea el acto repetido, tal como veremos más adelante.

TIP 2: “No sé lo que quiero, pero lo quiero ya!”

La segunda característica de la Estereotipia es que el acto repetido no tiene el menor sentido. No hay nada que “esté picando” en esa pata, ni alcanzar la cola tiene algún premio. La prueba de esto es que, en la mayoría de los casos,  cualquier estímulo externo hace que el Bobby cese en su actividad estereotipada.

TIP 3: “¡¡TOC- TOC!!

En realidad hablamos de “Trastorno Obsesivo-Compulsivo” en humanos, ese problema tan común en las personas que las lleva a hacer algo que no tiene sentido, una y otra vez (lavarse las manos, comprar, ordenar en exceso y con criterios absurdos, etc.). En los animales no es del todo correcto hablar de este síndrome, puesto que no podemos probar la existencia de la obsesión (pensamiento o idea que que no se puede apartar de la mente). Sin embargo se encuadraría también en un trastorno de angustia por stress, encierro, amenaza, etc. Está comprobado que los animales en total libertad no padecen Estereotipias ni compulsiones.

TIP 4: “Qué rico soy!”

Una de las manifestaciones más visibles de la Estereotipia son las que tienen que ver con el mismo cuerpo del animal: la persecución de la cola, el lamido de alguna parte del cuerpo. En este último caso es muy común el llamado “Granuloma Acral”, que es una lesión en la piel en el sitio de lamido. Esta lesión puede ser ulcerosa, cambia el color del pelo alrededor de ella, se inflama, puede infectarse, agusanarse, etc. Es un claro ejemplo de lesión orgánica por un problema de conducta.

TIP 5: “Tiene remedio”

Como la mayoría de las Estereotipias responden a situaciones de ansiedad (aburrimiento, escaso ejercicio, encierro, etc.) es frecuente que al cambiar ese entorno el trastorno suele resolverse. Sin embargo, hay algunas Estereotipias de base orgánica, en las que la falla se presenta en determinados neurotrasmisores. En estos casos, debe consultarse con un especialista que halle el fármaco exacto que solucione el problema (muchas veces se encuentra en base a la prueba y el error).

BONUS TRACK: “¿Dónde está el chiste?”

Aunque al principio nos pueda causar gracia un perro que se persigue la cola, en el fondo no deja de ser un trastorno de ansiedad que implica un sufrimiento por parte del animal. CONSULTE A SU VETERINARIO!!

 

Dr. Roberto F. Giménez
Médico Veterinario – MP: 6491